Luciano Vargas, a quién el técnico Adrián Czornomaz tuvo en Fénix la temporada pasada, es el segundo marcador central que llega al Albirrojo. También firmaron Patricio Romero y el arquero Sebastián Mora Mora.
El lateral izquierdo Patricio Romero se convirtió en refuerzo de Talleres de Escalada.

Talleres de Escalada realizó una mala campaña en la temporada 2018-19 de la Primera B Metropolitana. Y con la llegada de Adrián Czornomaz al banco se ilusiona con armar un plantel competitivo, que esté en la pelea grande del campeonato.

Los refuerzos comenzaron a llegar desde el fondo. Primero fue Cristian Godoy (zaguero central ex Estudiantes de Buenos Aires), luego se sumó Luciano Vargas (también marcador central), de último paso por Fénix y dirigido por el Pirata. Jugó19 partidos con casaca del Cuervo y el DT confía en sus cualidades futbolisticas para conformar la dupla de centrales. Oriundo de Berazategui, se inició en Estudiantes de La Plata y también jugó para Rivadavia de Lincoln (Federal A).

Leé también:  El Albirrojo no encontró los caminos en casa

En la noche de este martes, acordaron otros dos futbolistas. Uno es el marcador lateral izquierdo Patricio Romero, ex Estudiantes de Buenos Aires. El Pato, de 26 años, se inicio en Temperley y también registra un paso por Juventud Unida de Gualeguaychú. Y el otro es el arquero Sebastián Mora Mora, de 21 años, nacido en California, Estados Unidos (nacionalizado mexicano) que proviene de Tijuana, equipo de la Liga MX.

Este semana seguirán las firmas en el club de Coronel Timote y Manuel Castro, ya que la idea del entrenador es tener la mayor cantidad de refuerzos el próximo lunes 24, cuando Albirrojo comience con los trabajos de pretemporada.

Leé también:  Talleres no se sacó diferencia con Argentino de Quilmes

¿Cuántos serán los refuerzos? Teniendo en cuenta que 12 jugadores se alejaron de Escalada, se estima que la misma cantidad o más se buscarán para potenciar el plantel.