El Granate, que apenas consiguió un punto en lo que va del torneo, recibirá al equipo colombiano con la obligación de ganar para mantener vivas las esperanzas. Desde las 19.45 por Fox Sports.

lanus
Lanús, que apenas logró un punto sobre los nueve jugados, será local ante el equipo colombiano Deportivo Cali, con la urgencia de alcanzar un triunfo que le permita seguir con chances de clasificación, en un cotejo por el Grupo 3.

El partido se jugará en el estadio Ciudad de Lanús, desde las 19.45, con el arbitraje del uruguayo Daniel Fedorczuk.

El puntero del grupo es Deportivo Cali con nueve unidades, O`Higgins de Chile suma cinco, Cerro Porteño cuatro y cierra Lanús con una.

También jugarán mañana, en el mismo horario, Cerro Porteño ante O`Higgins en el estadio Defensores del Chaco de Asunción.

Para Lanús no hay opciones. El equipo que dirige Guillermo Barros Schelotto, que llegó a esta fase de grupo dejando en el camino a Caracas de Venezuela, tiene que vencer porque en caso contrario sus posibilidades de acceder a octavos de final serán escasas.

En su primera presentación, Lanús igualó sin goles ante O`Higgins en su estadio (0-0) y allí dejó escapar dos valiosas unidades, y luego cayó en las visitas a Cerro Porteño (1-3) y Deportivo Cali (1-2).

Más allá de que en Colombia no mereció perder, lo que valen son los puntos en la tabla y no lo que pudo haber sido y no fue. Lo claro es que el `Granate` aún no justificó las aspiraciones con las que inició su participación en el certamen, aunque todavía está a tiempo.

Lanús apostaba todas sus fichas a la Copa, pero al tener una clasificación muy complicada ya observa de reojo al torneo Final, en el que se ubica a solo dos puntos de los líderes Colón y Estudiantes.

Deportivo Cali, de muy mala campaña en el certamen colombiano pese a que el pasado fin de semana venció a Patriotas de Boyacá, tampoco puede especular ya que en esta segunda rueda del grupo no solo visitará a Lanús sino que además tendrá que jugar en Paraguay ante Cerro Porteño en la última fecha.

En Lanús no jugarán por estar suspendidos el arquero Agustín Marchesín y Diego González, por acumulación de amonestaciones, y en sus lugares ingresarán Esteban Andrada en el arco y en la zona media Fernando Barrientos o Jorge Ortiz.

En Cali, por su parte, el entrenador Hécor Cárdenas emplearía un esquema 4-3-2-1 para colmar el mediocampo con jugadores que le brinden marca, pero también que tengan desdoblamiento cuando el equipo está en posesión del balón.