Un matrimonio de Centenario junto a sus hijos espera la Navidad para salir a la calle y sorprender a los más chiquitos. “Hay mucha necesidad y ver la carita feliz de un nene es impagable”, aseguran.
La familia de Centenario acompañada por amigos.
La familia de Centenario acompañada por amigos.

Las ganas de ayudar y de sorprender a los niños del barrio es lo que motiva a un matrimonio de Centenario a salir a la calle junto a sus hijos y repartir golosinas en la previa de Navidad, acompañados por Papá Noel. Quieren repetir lo mismo en el Día de Reyes.

Alicia Verón (42) es la creadora de esta iniciativa y quien motivó hace dos años a su marido Gustavo García (49) y a sus tres hijos de 14, 20 y 23 años: “La iniciativa arranca porque hay mucha necesidad y ver la carita feliz de un nene sólo por recibir una golosina es impagable”.

El año pasado se animaron a realizar la primera caravana y hace unos días volvieron a visitar las calles de Centenario. “Las golosinas las vamos juntando durante el año gracias a la ayuda de amigos y de la familia. Además, nosotros separamos de a $100 para destinarlo a la compra de caramelos”, explicó Alicia, convencida que “con ganas y voluntad se pueden lograr este tipo de acciones solidarias”.

Leé también:  Un espacio de Centenario entregó más de 3 mil barbijos para el área de salud y seguridad

Durante la jornada de este año repartieron caramelos y agregaron bolsas de tutuca. “Es impresionante cómo los nenes enseguida se acercan para saludar a Papá Noel y dejarle la cartita con pedidos”, contó la vecina que logra llevar adelante esta caravana gracias a las personas que la rodean, quienes la apoyan desde un principio.

“Con ganas y voluntad se pueden lograr este tipo de acciones solidarias”.

“Nuestro amigo Matías ya tiene el papel de Papá Noel y tenemos a Fabián que aporta su camioneta para recorrer las plazas”, señaló.

La familia se pone al hombre esta labor solidaria con esfuerzo y todos colaboran. “Mis hijos trabajan y estudian, no nos sobra nada, pero sabemos que hay personas que la pasan mal y nosotros sólo pretendemos hacer feliz aunque sea por un rato a un niño”, manifestó.

Leé también:  Un espacio de Centenario entregó más de 3 mil barbijos para el área de salud y seguridad

EL PRÓXIMO OBJETIVO. Aunque de esta última caravana no les sobraron muchas golosinas, esta familia está esperanzada en volver a las calles para el Día de Reyes, pero para lograrlo necesitan sumar personas solidarias que colaboren con donaciones. “La realidad es que a todos nos cuesta, pero cuando existe esa necesidad de ayudar al otro, todo es posible”, auguró la mamá convencida que pueden lograrlo.

Para colaborar con la causa, los interesados deben contactar a la familia a través del Facebook/Leila García.