Las Cuentacuentos del centro de salud estarán repartiendo alrededor de 300 juguetes en una jornada especial pensada para los más chicos.

Este viernes van a estar recorriendo todas las instalaciones del hospital.

Una jornada especial realizarán las Cuentacuentos del Hospital Gandulfo este viernes a partir de las 9.30 para festejar el Día del Niño junto a todos los chicos que asistan al centro de salud ubicado en Balcarce 351, Lomas.

Como siempre las narradoras van a estar acompañando la iniciativa especial con su magia literaria que trasmiten a través de los cuentos para los chicos que estén en la sala de espera o en el área de internación.

Leé también:  Alumnos de Lomas realizan un mural en el Hospital Gandulfo

“Hemos juntado muchas donaciones por lo que calculamos que vamos a estar repartiendo alrededor de 300 juguetes. Por eso, esta vez vamos a recorrer todo el hospital y donde haya un niño habrá un regalo”, explicó la creadora de las Cuentacuentos, Adriana Molina, quien estará acompañada por muchas de sus compañeras que se dedican a visitar el Gandulfo todos los miércoles por la mañana.

Pero en este festejo especial adelantaron que no sólo habrá regalos y cuentos para escuchar, también van a participar algunos personajes infantiles.

“Vamos a intentar que todos se lleven un peluche o un juguete nuevo, pero si nos sobran hemos pensado obsequiar lo que reste a los chicos que pasen por las inmediaciones del hospital” , señaló Molina.

Leé también:  Alumnos de Lomas realizan un mural en el Hospital Gandulfo

Las Cuentocuentos se incorporaron al Gandulfo hace casi 4 años con el objetivo de que la visita al médico para los chicos no sea perturbadora y hasta han trabajado con los pequeños que están a punto de ser intervenidos para que encuentren a través de la literatura un momento de distracción para que entren a quirófano sin nervios, ni miedos.

Tanto es el crecimiento de las Cuentacuentos que este mes han comenzado a narrar historias breves a los adultos internados en el Gandulfo. “La recepción es muy buena, con ellos hacemos un trabajo distinto, pero igualmente gratificante”, concluyó Molina.