El intendente acordó con los representantes gremiales que el Municipio pagará un 5% adicional en noviembre, que se suma al 30% firmado a fines de 2017.

Reunión este mediodía en el Palacio Municipal de Avellaneda.
Reunión este mediodía en el Palacio Municipal de Avellaneda.

Ante la disparada del dólar y el recalentamiento de la inflación, el intendente de Avellaneda, Jorge Ferraresi, reabrió las paritarias y alcanzó un acuerdo con los trabajadores municipales para elevar al 35% el aumento salarial en todas las categorías, es decir un 5% más de lo que había firmado el Municipio en diciembre de 2017.

La rúbrica contempla el pago del nuevo incremento en el mes de noviembre y el compromiso de las partes devolverse a reunir en diciembre para evaluar el escenario. Si la inflación se ubica en torno al 40%, tal como lo proyecta el Gobierno nacional, se podría aplicar un nuevo ajuste para que el salario de los empleados acompañe la marcha de los precios.

“Nuestra prioridad es que los trabajadores no pierdan con respecto a la inflación”, señaló Ferraresi durante el encuentro en el que estuvo acompañado por el titular del Concejo Deliberante, Hugo Barrueco; y el subsecretario de Recursos Humanos, Fabián Monzón.

Suscribieron el acuerdo el secretario general de SUMA Daniel Aversa; el representante de AMRA, Jorge Franco; Hernán Rossi de UPCN; Susana Tetto, de ATE; y Walter Fariña, de la agrupación “17 de Noviembre” perteneciente del STMA.

Tras la reunión, Ferraresi señaló que no será “complice” del ajuste y los recortes que aplica el gobierno de Mauricio Macri y consideró que el rumbo económico “genera incertidumbre” y “condiciona” a su gestión.