El siete veces campeón del mundo de Fórmula 1 permanece un estado de coma tras caerse y golpear violentamente su cabeza contra una roca en las pistas nevadas de Meribel. Fue vivado por diferentes fanáticos que llegaron desde Europa.

schumager
El alemán Michael Schumacher recibió hoy un silencioso y respetuoso reconocimiento de Ferrari y sus seguidores en el día de su cumpleaños número 45, mientras continúa internado en grave estado tras un accidente de esquí.

Frente al Hospital Universitario de Grenoble, donde se encuentra Schumacher desde el domingo, rogaron por su restablecimiento personas vestidas de rojo a modo de reconomiento por todos los éxitos logrados con la marca del `cavallino rampante´.

La convocatoria, realizada por Ferrari en su página oficial de Facebook, fue correspondida por sus seguidores que llegaron a Grenoble desde distintos países de Europa, en especial desde Italia, lugar de origen de la `Scudería´.

"En estos días difíciles y por la ocasión de su cumpleaños, la Scudería Ferrari Club quiere mostrar su apoyo a Michael Schumacher, organizando un evento respetuoso y silencioso, con todos los asistentes vestidos de rojo", consignaba la convocatoria.

Mientras tanto, otros grupos asociados en distintas organizaciones, se manifestaron contrarios a la misma, teniendo en cuenta la situación por la que atraviesa el piloto más ganador y exitoso de la historia de la Fórmula 1.

Sin variantes, en su estado general, Schumacher continúa internado en estado de coma en Grenoble, tras su grave accidente sucedido el pasado 29 cuando practicaba esquí, se cayó y golpeó violentamente su cabeza contra una roca en las pistas nevadas de Meribel.

Por su parte, la familia de `Schumi´, o el `Kaiser´, tal como se lo apoda, mostró su reconocimiento hacia todo el mundo que le dio su apoyo públicamente, en la página web de Schumacher.

"Queremos agradecer a la gente de todas partes del mundo que han expresado su simpatía y han enviado sus mejores deseos para su recuperación, después del accidente. Nos estáis dando mucho apoyo. Todos sabemos que él es un luchador y que no dejará de pelear. Gracias", concluye el mensaje.

Su padre Rolf, su esposa Corinna, sus hijos Ginamaría y Mick, y su hermano Ralf, también ex-corredor de Fórmula 1, se encuentran instalados en el Hospital, rezando y esperanzados en su recuperación.

Schumacher debutó en la máxima categoría del automovilismo en 1991 en el equipo Jordan, para pasar posteriormente a Benetton, en donde logró su primera victoria en el Gran Premio de Bélgica de 1992.

Sus dos primeros títulos los logró con la marca, para luego sumar 5 más consecutivos con Ferrari, superando al inolvidable piloto argentino Juan Manuel Fangio que obtuvo cinco.

Schumacher, quien se retiró en forma definitiva en 2012, participó en 308 Grandes Premios, consiguió 91 victorias, ocupó 155 podios y registró 68 `poles position´.

Tal como expresara el ex tricampeón (1975, 1977 y 1984), el austríaco Niki Lauda, ahora "su vida está en manos de Dios".