Los productos que más aumentaron fueron el tomate, el pollo y el asado, según un relevamiento de la Asociación Consumidores Libres.
La suba acumulada en los alimentos ya alcanza el 11,46% desde principios de enero.

La inflación no da tregua y golpea de lleno a las familias donde más les duele: la comida. En la primera quincena de marzo, los precios de la canasta básica sufrieron un aumento del 3,62%, lo que representa una suba acumulada del 11,46% desde el 1 de enero.

Los datos surgen de un relevamiento de la Asociación Consumidores Libres que incluye un sondeo de 38 artículos y alimentos de los supermercados Coto y Plaza Vea, y centros de abastecimiento de los barrios porteños de La Boca, Caballito, Liniers y Pompeya.

Leé también:  "Exportan los cortes buenos y a los argentinos les hacen comer grasa y hueso"

Del total de los productos analizados, 28 subieron, cinco bajaron y el resto no tuvo modificaciones. Los incrementos más importantes se registraron en el kilo de tomates perita (con un alza del 15,9% en solo 15 días y un 66,5% en 2019), el roast beef (11,1% en marzo y 26,15% acumulado), el pollo (9,60% y 8,45%) y el asado (8,46 y 19,02%).

De los 10 productos que más subieron desde el 1 al 15 de marzo, seis corresponden a productos cárnicos, según el comunicado de Consumidores Libres.

Las bajas más notorias se vieron en la manzana (-23,44%) y el zapallo anco (-10,72%).

Por su parte, el pan común permaneció sin cambios, con un acumulado de 1,14% desde principios de enero.