Por los cortes de luz y ante la falta de inversión, le quitó el manejo de unos
$54 millones a Edesur y Edenor. Arrancaron los trabajos en Capital Federal.

0003760620

Ante los reiterados cortes de luz debido a la falta de inversión de las principales distribuidoras eléctricas, el Gobierno nacional le quitó a Edesur y a Edenor el manejo de unos $54 millones correspondientes al Fondo para Obras de Consolidación y Expansión de Distribución Eléctrica que las empresas recibían a través de un plus que les cobraban a sus clientes. Ahora, esos dividendos estarán a cargo del Estado.
A partir de lo resuelto, todas las inversiones que se realicen en la red eléctrica dentro del área de las concesionarias Edenor y Edesur serán administradas y decididas por el Ministerio de Planificación.
Al tomar esta medida, inmediatamente Nación comenzó desde ayer con cinco obras en los barrios porteños de Villa Mitre, Flores, Liniers, Santa Rita y Villa Crespo.
Los trabajos de repotenciación y renovación de los tendidos eléctricos demandarán alrededor de
$5 millones.
En las próximas semanas se espera que las tareas lleguen a distintos puntos del Conurbano, en zona Oeste y zona Sur. La inversión está enfocada en la expansión de la red media.

Los trabajos en la región
Desde el Ministerio de Planificación coordinaron acciones con los gerentes de Edesur y los
intendentes del Conurbano para avanzar con las obras en las próximas semanas. Se acordó establecer una lista de prioridades por barrio y se acordó profundizar el monitoreo desde cada Municipio.
La vocera de Edesur, Alejandra Martínez, señaló que las tareas estarán enfocadas en algunas de las zonas más afectadas como Lanús, Avellaneda y Lomas. “La inversión va a estar relacionada con la ampliación de la potencia, además de la expansión de la red media de tensión”.