Desde ambas dirigencias dan por hecha la transferencia del delantero y capitán del Taladro a la Academia. Banfield pierde a un futbolista esencial para el grupo.
En 2017, el club ya había atravesado una situación similar cuando River hizo el esfuerzo por convencer al delantero
En 2017, River había querido contratar al delantero y no pudo. ¿Y ahora?.

Los rumores que se instalaron unos días atrás, hoy están más cerca de ser una realidad. Darío Cvitanich tiene un pie afuera de Banfield y solo restarían detalles para que se acuerde su arribo a Racing por 18 meses.

En principio, la Academia se haría cargo de una importante deuda que posee el Taladro con el jugador y que no podría pagar por su delicada situación económica. Allí se destrabaría su salida del club aunque no le dejaría mayor rédito que terminar con un contrato alto.

Leé también:  Contra Boca: ¿Vuelve la línea de 4?

Como contrapartida, Hernán Crespo perdería al capitán del equipo y un futbolista fundamental para Banfield teniendo en cuenta que, por caso, es el goleador. El Taladro cuenta con variantes aunque, por el mismo motivo que se desprende de un jugador, es difícil creer que pueda incorporar otro y, menos aún, de su jerarquía.

En 2017, el club ya había atravesado una situación similar cuando River hizo el esfuerzo por convencer al delantero. En aquel momento, las negociaciones no prosperaron pero hubo roces entre la dirigencia y el jugador. Luego se anunció la extensión de su contrato por tres años y continuó siendo parte del grupo hasta hoy. Este jueves entrenó junto al plantel. ¿Habrá sido su última práctica con la ropa de Banfield?