Luego de que la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, les pidiera perdón a los docentes por los errores cometidos durante su gestión, el director general de Educación y Cultura bonaerense, Gabriel Sanchez Zinny, confirmó que habrá descuentos para los docentes que adhieran al paro por 72 horas al que convocaron los gremios a partir del miércoles y que impedirá el normal desarrollo del inicio del ciclo lectivo.

Los sindicatos exigen una recomposición por lo perdido durante 2018.
El Gobierno no reconoce la pérdida salarial causada por la inflación de 2018.

Pese a que la discusión paritaria de los maestros se truncó por la insistencia oficial de no reconocer la pérdida salarial causada por la inflación de 2018, Zinny afirmó que se les propuso a los sindicatos “una oferta superadora de la anterior” para mantener el diálogo con vistas a que las clases comiencen el miércoles. Pero al mismo tiempo advirtió que se descontarán los días a quienes hagan el paro convocado por los sindicatos desde el miércoles al viernes próximo inclusive.

Leé también:  El Roca está interrumpido por un piquete en la estación Kosteki y Santillán

“Nosotros les decimos a los gremios que sigamos discutiendo y dialogando sobre salario, aprendizaje, deserción escolar, pero no le quitemos oportunidades a los chicos de prepararse y de educarse al ir a la escuela”, apuntó y aseguró que están buscando acercarse “a la postura de los gremios”.

“El año pasado nos juntados muchas veces con los líderes gremiales. Hubo una crisis económica y se hizo difícil para el Estado provincial hacer una proyección. Por eso, este año, con mayor previsibilidad, hicimos una oferta para que no pierdan poder adquisitivo”, comentó.

Pero desde los gremios docentes se mostraron en contra de la propuesta oficial y buscan que se les recomponga el poder adquisitivo perdido en 2018 debido a la inflación para, a partir de ahí, negociar los aumentos de 2019.