El debate se reanudará este lunes en los Tribunales de Lomas, donde se juzga a Juan Manuel Maidana por el «homicidio simple» de la joven.
La agrupación "Unidos queremos Justicia" acompaña el proceso judicial.
La agrupación «Unidos queremos Justicia» acompaña el proceso judicial.

Este lunes comenzarán los alegatos en el juicio oral por el crimen de Romina Acuña, la joven asesinada de un balazo en 2010 durante una disputa entre dos familias de la localidad bonaerense de Burzaco.

El debate se reanudará a las 9.30 en los Tribunales de Lomas (Camino Negro y Larroque), donde se juzga a Juan Manuel Maidana por el «homicidio simple» que contempla penas de entre 8 y 25 años de prisión.

«El acusado viene asistiendo a las audiencias en libertad, ya que nunca estuvo detenido ni tampoco fue juzgado en el primer debate porque la justicia no lo pudo notificar sobre la causa. Ahora espero que una vez que se conozcan los alegatos lo detengan, porque temo que se fugue», dijo a Télam Stella Maris Díaz, madre de Romina, que pertenece a la agrupación «Unidos queremos Justicia».

Leé también:  Horror en Máximo Paz: una nena de 4 años murió golpeada y con signos de violación

Durante la etapa de declaración de testigos se escuchó al padre de víctima, Andrés Acuña, quien señaló a los hermanos Maidana como los autores de los disparos que le ocasionaron la muerte a su hija y heridas en una pierna a él. También declararon la madre de Romina y sus hermanos, quienes aportaron otros datos relevantes.

Maidana está imputado de dos hechos: por un lado, una tentativa de homicidio de Acuña por un suceso que ocurrió un mes antes del crimen, pero también por el homicidio simple, por el cual ya fue juzgado y condenado su hermano Silvano Maidana.

Romina Acuña fue asesinada en 2010 en el marco de un ataque a ella y su familia. La joven fue herida de gravedad en el cuello por el impacto de una bala y falleció al poco tiempo de recibir el disparo.