Envueltos en mantas, decenas alumnos protestaron hoy frente al colegio para exigir una respuesta de las autoridades. Denuncian que “desde hace cuatro años” el edificio no tiene gas y que otras seis instituciones están en la misma situación.
Durante la mañana los chicos cortaron la calle con carteles y pancartas.

“¡Queremos gas!, ¡queremos gas!” Envueltos en frazadas, con carteles y pancartas, alumnos de la Escuela Secundaria Nº16 de Lanús reclamaron este viernes para exigir la restitución del servicio y mejoras en las condiciones de infraestructura del establecimiento educativo donde durante los turnos mañana y tarde estudian más de 470 chicas y chicos.

Con la llegada inminente del invierno y las bajas temperaturas, los estudiantes realizaron un “frazadazo” para visibilizar la situación y reclamar una respuesta de las autoridades. Según denunció la secretaria de Suteba Lanús, Liliana Rossi, “desde hace 4 años” que el colegio no tiene gas y, además, “otras seis escuelas” se encuentran en la misma situación.

Leé también:  Camioneros anunció un paro para el 30 de abril

“No se puede aprender si hace frío (…) Realmente no hay posibilidades de concentración dentro del aula si no existen las condiciones mínimas”, aseguró la dirigente gremial. “Los alumnos se organizaron por eso, porque quieren estudiar como corresponde”, continuó.

Esta semana, docentes y estudiantes se acercaron hasta el Consejo Escolar y la respuesta de las autoridades fue que la solución estaba en marcha, que en estos días les colocarían el nuevo medidor. “Bueno, llegó el viernes y el medidor no está”, sentenció la docente.

De acuerdo a un relevamiento de Suteba hoy son siete las escuelas sin gas en Lanús. Esta situación afecta directamente a 3800 alumnos y a decenas de docentes. “El problema se agrava en las escuelas que tienen comedor, como la Nº56, donde desde hace un mes los pibes están comiendo viandas frías, pibes con muchas necesidades”, explicó Rossi.

Leé también:  A 100 días sin servicio, los trabajadores de Expreso Lomas se movilizan al Ministerio de Transporte
En épocas de bajas temperaturas así tienen que estudiar los chicos, emponchados.

Luciano, presidente del Centro de Estudiantes de la Escuela Nº16, comentó que la medida que tomaron este viernes fue una decisión extrema en medio de un largo plan de lucha. “Nosotros no queríamos llegar a esto, pero la verdad no da cuatro años de no tener gas”, agregó.

“El primer año armamos un petitorio, hicimos los trámites que teníamos que hacer, esperamos la respuesta, no llegó. El segundo empezamos a tomar medidas, vinimos con más abrigo de lo normal, el tercer año lo mismo, directamente vinimos emponchados. Ahora tratamos de llamar la atención para que nos escuchen, hagan algo”, aseguró.

Según informaron desde el Consejo Escolar “la solución ya está en marcha”, pero falta la habilitación del Energas para instalar el medidor en el establecimiento. Mientras tanto, los chicos tienen que estudiar dentro de las aulas, emponchados, o cubiertos con mantas, a la espera que la llegada del invierno no los agarre desamparados, y sin respuestas.