Dirigida por Guy Ritchie regresa a la pantalla grande con una princesa Yasmin acorde a los tiempos que corren, cuyo objetivo es liberar a su pueblo.

“Aladdin”, uno de los clásicos de la factoría de Disney, regresa este jueves a la pantalla grande con una nueva versión dirigida por Guy Ritchie, con una vuelta de tuerca con respecto a la historia original.

La trama, cuyo original se encuentra en “Las mil y una noches”, es sobre Aladdin, un joven callejero de la ficticia ciudad de Agrabah que, embaucado por un brujo, se hace con la lámpara mágica de la que sale un genio, quien lo convierte en un príncipe capaz de enamorar y casarse con Jasmin.

aladdin quiere enamorar a yasmin, la hija del sultán.

La icónica princesa, en esta versión, le da una nueva profundidad al personaje, acorde a los tiempos que corren, en el que la preocupación de la hija del monarca es su propia libertad para ayudar a su pueblo.

La trama se sitúa en el exótico paisaje del mítico reino árabe de Agrabah. Aladdin es un ingenioso joven que, a pesar de vivir en un estado de extrema pobreza, sueña con casarse con la bella hija del sultán, la princesa Yasmin.

Leé también:  ALEJANDRO DEL PRADO, EL ESLABÓN PERDIDO

El destino interviene cuando el astuto visir del Sultán, Yafar, recluta a Aladdin para que lo ayude a recuperar la lámpara maravillosa de las profundidades de la Cueva de las Maravillas.

El joven encuentra la lámpara, en la que vive un genio que concede tres deseos a quien lo libere. Aladdin se gana la enemistad del visir, pero se hace amigo del genio, y con su ayuda se hace pasar por un rico y apuesto príncipe.

El joven encuentro un amigo en el Genio.

De todos modos, no conseguirá impresionar a la princesa por sus riquezas, sino por su forma de ser. Con la ayuda de sus amigos Abú (su mono amaestrado), el Genio y una alfombra voladora, Aladdin intentará salvar al reino del complot del malvado Yafar y además lograr sus sueños.

Leé también:  LA ODISEA DE LOS GILES

En esta versión, Will Smith es el Genio, Mena Massoud es Aladdin y Naomi Scott se pone en la piel de la princesa Yasmin.

El reparto lo completan Marwan Kenzari, Navid Negahban, Nasim Pedrad, Billy Magnussen, Numan Acar, Kamil Lemieszewski, Nikkita Chadha, Joey Ansah, Ocean Navarro, Bern Collaço y Sophie Carmen-Jones.

UN DIRECTOR CON SELLO PROPIO. “Aladdin” la dirigió Guy Ritchie, con guión de John August, fotografía de Alan Stewart, edición de James Herbert y música de Alan Menken.

El británico Guy Ritchie, además de haber sido esposo de Madonna durante ocho años y de haber sido padre de Rocco, tiene una interesante filmografía y también un sello característico.

Con 15 películas en su haber, sus creaciones se caracterizan por tomas en donde la imagen se detiene y luego se hace un acercamiento rápido a los personajes.

Aplicó esta técnica en “Snatch: cerdos y diamantes”, “RocknRolla”, “Sherlock Holmes” y su secuela “Juego de sombras” y “King Arthur: Legend of the Sword”.