Sus dueños le ataban la trompa con alambre, fue rescatado y está en adopción

La vecina de Llavallol Nora Paradela puso en adopción a Abel, un perro hermoso, cuyo dueños le ataban la trompa con alambre y le daban palizas.

“Hoy lo tengo en tránsito, pero necesita una adopción definitiva. Es muy tranquilo y cariñoso, se lleva bien con perros, perras y gatos. Tiene que ser una casa, no un departameno, porque es grande y juguetón, y también tener algún compañero perro para no sentirse sólo. Se entrega castrado, vacunado y con la pipeta”, poteó Nora esperanzada de que algún vecino quiera sumar un angelito de cuatro patas a su familia para darle todo el amor que no tuvo.

Acá le post para establecer contacto:

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no sera publicada.

Powered by themekiller.com watchanimeonline.co