La joven de Banfield batió tres marcas históricas en el último Campeonato Nacional y logró en los 200mts combinados la marca A solicitada para poder participar de los Juegos Olímpicos de la Juventud.

En el último Nacional, ganó tres pruebas y lo hizo con récord.

Selene Alborzen no tiene la vida de cualquier chica de su edad. A sus 15 años, no sólo cumple las obligaciones como alumna de 4to año del Instituto Tucumán sino que también le dedica muchas horas a lo que es su pasión: la natación. Y ese esfuerzo, las horas de entrenamientos intercaladas con libros, ya se refleja  en resultados y en grandes actuaciones dentro de la pileta.

La lomense se destaca en las pruebas combinadas y en los 200 metros pecho, ya con 25 récords nacionales en menores y cadetes, y en el último Campeonato Nacional logró en los 200mts combinados la marca A solicitada para poder participar en los Juegos Olímpicos de la Juventud, gracias a un tiempo de 2:19,37, un segundo por debajo del corte. Sin embargo, su presencia no está asegurada hasta que el Comité Olímpico Argentino publique el listado oficial.

Leé también:  Alborzen hace historia: dirá presente en los Juegos Olímpicos
Ya suma varias medallas en el seleccionado nacional.

En este Nacional, además, la joven nadadora, que es parte del equipo de natación del Municipio de Lomas e integra la Selección Argentina en su categoría, se quedó con el primer puesto en sus tres pruebas: 200 y 400mts combinados y 200mts pecho. Y lo logró con tres récords, al batir dos de sus propias marcas y quebrar el registro de Victoria Bardach en 200mts combinados, con 11 años de vigencia.

Todo esto, Selene logró con esfuerzo. Y su día lo refleja. Acompañada por Joel Fiumara, su entrenador, esta hincha de Boca arranca a las 4:30 con una sesión de entrenamiento hasta las 7:00, luego va al colegio, cumple sus obligaciones en el Instituto Tucumán, y otra vez a entrenarse, con una sesión de gimnasio y la segunda de pileta. Así es su jornada. Y hoy ve el fruto del trabajo.

Leé también:  Scaloni: "No creo que haya favorito"

En este proceso, también es importante su equipo técnico interdisciplinario, compuesto por los preparadores físicos Nicolás La Battaglia, Leandro Acuña y Germán Calvelo; el deportólogo Walter Quintero y el kinesiólogo Hernán Police.

Junto a su entrenador Joel Fiumara, tras el Campeonato Escolar de Cochabamba.

Selene, que intercala sus entrenamientos en el natatorio del Parque de Lomas y el club Defensores de Banfield, comenzó a nadar a los 6 años y al poco tiempo comenzó a mostrar sus dotes. A los 11, logró sus primeros récords en la Liga C.U.DE.N.B.A.S.; a los 12 fue federada y al año siguiente entró en la Selección Argentina. Hoy ya lleva cuatro años en el equipo nacional, con una destacada participación los Juegos Sudamericanos Juveniles (obtuvo una medalla de bronce y otra de plata) y el Sudamericano de Cali (logró dos preseas de oro y una plata), y la semana que viene, en Estados Unidos, tendrá su primer torneo en mayores, enfocada en lo que su gran desafío: el Mundial Juvenil 2019.

Leé también:  “Argentina va a ser campeón del mundo”

Así, con esfuerzo y talento, Selene se hizo un nombre en el mundo de la natación en sus pocos años de carrera y se convirtió en una máquina de romper récords. Ahora, sin relajarse, va por nuevos desafíos.