Los camiones y las máquinas excavadoras trabajan en la zona.

Las calles de tierra de a poco empiezan a quedar como parte del pasado en el barrio 7 de Enero. El Municipio de Avellaneda avanza en la pavimentación de esa zona de Avellaneda para mejorar la circulación vehicular.

La rutina de ese barrio humilde de casitas bajas cambió por completo en el último tiempo. Las máquinas retroexcavadoras y los camiones todos los días están trabajando en el lugar. Así se terminaron varias cuadras en hormigón simple.

A partir del Fondo de Infraestructura Municipal, el Gobierno local invierte alrededor de $10.000.104. Al mismo tiempo, se ejecuta la construcción de una red cloacal.

Las mejoras en la infraestructura de la zona evitarán que los vecinos se llenen de barro los días de lluvia y se inunden