Los trabajadores que se desempeñaban en los locales de venta de electrodomésticos y productos informáticos terminaron despedidos. 

La empresa está reduciendo el personal.

La cadena de venta de electrodomésticos y productos informáticos Musimundo cerró diez de sus sucursales en diferentes puntos del país por la baja en las ventas y la suba de costos operativos por el alza de las tarifas.

El cierre de 10 de las 264 sucursales forma parte de un plan de ajuste de la empresa, propiedad del Grupo Megatone, debido a la fuerte caída de rentabilidad por el descenso de ventas y el aumento de las tarifas de electricidad y agua.

Musimundo tuvo que renovarse con el avance de la tecnología desde su inauguración en la década del 70 como tienda especializada en música, en la década de 1990 se expandió a toda la Argentina y desde entonces comenzó a vender libros y productos electrónicos e informáticos.