Se estrena “El Ángel”, con dirección de Luis Ortega, una película basada en la vida de Carlos Robledo Puch, un joven que conmocionó al país en los ’70 con su sangriento raid delictivo.

Lorenzo Ferro debuta en este film. Lo acompañan el Chino Darín y Peter Lanzani, entre otros actores.

Luego del furor de un par de ficciones del Clan Puccio, llega a las salas argentinas la película “El Ángel”, que refleja la vida del asesino serial Carlos Robledo Puch, quien conmocionó a la Argentina en los ‘70, con dirección de Luis Ortega.

Carlitos es un joven de 17 años de edad con fama de estrella de cine, rizos rubios y cara de niño. Cuando era muy pequeño, codiciaba las pertenencias ajenas, pero no fue hasta su adolescencia temprana cuando se manifestó su verdadera vocación: ser un ladrón.

Cuando conoce a Ramón en su nueva escuela, Carlitos se siente inmediatamente atraído por él y comienza a presumir para llamar su atención. Juntos se embarcarán en un viaje de descubrimientos, amor y crimen.

Leé también:  ¿Hay confites?

La matanza es sólo una ramificación aleatoria de la violencia, que continúa intensificándose hasta que Carlitos finalmente es detenido. Debido a su apariencia angelical, la prensa llama a Carlitos “El ángel de la muerte”.

Conocido como “El ángel de la muerte” o “El ángel rubio”, la historia de Robledo Puch conmovió a la opinión pública de los ‘70, a raíz del raid delictivo de este jovencito de 17 años de clase media de la zona Norte del Gran Buenos Aires, que en menos de un año (entre mayo de 1971 y febrero de 1972) causó 11 asesinatos y más de 40 robos, convirtiéndose en uno de los asesinos seriales más famosos de la historia criminal argentina.

Leé también:  “El Clan”, este domingo a la noche, por Telefe

Este raid, que también incluyó violaciones y otros delitos, lo convertía en uno de los mayores y más jóvenes asesinos del país.
Fue detenido el 3 de febrero de 1972 y condenado en 1980, cuando se lo consideró “un psicópata con plena capacidad para comprender la criminalidad de sus actos”.

En aquel momento, las últimas palabras que le dijo al tribunal que dictó su condena fue: “Algún día voy a salir y los voy a matar a todos”.

Un debutante y un elenco probado. El joven Robledo Puch es interpretado por Lorenzo Ferro, hijo de Rafael Ferro, de notable parecido con el asesino serial, que llegó a este papel luego de un concurrido casting y que es una grata aparición en el cine argentino. Mientras que el Chino Darín, con más rodaje encima, se pone en la piel de “Ramón”, su gran compañero de andanzas.

Leé también:  Andy y un “Ángel”

El elenco lo completan varias figuras de gran calibre, como Mercedes Morán, Daniel Fanego, Luis Gnecco, Peter Lanzani, Cecilia Roth, William Prociuk y Malena Villa.
Luis Ortega realizó diversas entrevistas a amigos de la infancia del delincuente, vecinos de los padres y a ladrones que delinquieron en aquellos años para reflejar la historia, aunque admite que no se trata de una película biográfica.

Luis Ortega, nacido en Buenos Aires en 1980, es hijo de la numerosa prole que tuvieron Evangelina Salazar y Palito Ortega.
Fue galardonado por la serie “Historia de un clan” (2015) -en la que también contó con el Chino Darín- con el Premio Martín Fierro de Aire al Mejor Director (2016) y el Premio Cóndor de Plata al Mejor Audiovisual (2016).

Escribió el guión de su primera película, “Black Box”, cuando apenas tenía 19 años. Le siguieron “Monobloc” (2005), “Los santos sucios” (2009), “Verano maldito” (2011), “Dromómanos” (2012) y “Lulu” (2014).